Clorador Una barrera al cólera y enfermedades gastrointestinales.

Clorador
Clorador
Clorador
Clorador

Descripción

El clorador FDC es un producto pensado para todas aquellas personas que por no poseer agua de red quedan desprotegidas del cuidado bacteriológico, ya que las napas se encuentran cada vez más contaminadas.

El clorador FDC libera una continua y permanente salida de cloro en cantidades adecuadas permitiendo mayor proporción bactericida cuando el tanque de agua se encuentra sin uso, esta es la ventaja más importante frente a otros sistemas dosificadores debido a que sigue trabajando aún cuando no hay consumo de agua (es decir cuando hay mayor peligro de proliferación de bacterias) y disminuye el nivel con la nueva entrada de agua al tanque recibiendo inmediatamente el efecto del producto acumulado. De este modo estamos protegidos permanentemente.

Características:

ETERNO - SENCILLO - ECONOMICO - COMPLETAMENTE AUTOMATICO - SEGURO - SIN GASTOS DE MANTENIMIENTO - SIN ATENCION DE FUNCIONAMIENTO – APLICABLE A CUALQUIER TANQUE - SIN CONSUMO DE ELECTRICIDAD - DOSIFICACION CONSTANTE Y PERMANENTE

Modo de uso e instalación:

Al desenroscar la tapa y quitar el tapón, encontrará un orificio por el cual se llena completamente con lavandina concentrada de buena calidad, se coloca el tapón y se vuelve a enroscar la tapa hasta cerrar firmemente.

Se retira solo uno de los botones; se coloca dentro del tanque dejando suficiente cuerda como para que pueda llegar hasta el fondo, se sujeta el otro extremo de la cuerda a la tapa del tanque para poder retirarlo en el momento de la recarga. A partir de ese momento el equipo queda funcionando.

Para una casa de familia se recomienda retirar el tapón Nro. 2 y la recarga se hace cada 1 (un) mes vaciando el equipo y rellenándolo completamente con lavandina nueva.

Para aumentar la proporción de cloro debe retirar el tapón del orificio Nro. 3 y colocarlo en el número 2, esperar a que se renueve el agua del tanque y medir. Si no fue suficiente repetir el procedimiento hacia el Nro 6, hasta alcanzar la concentración deseada.

MUY IMPORTANTE

EL NIVEL MINIMO DE AGUA DENTRO DEL TANQUE DEBE SER SUPERIOR A LA ALTURA DEL CLORADOR.

Si este nivel es inferior al debido, el clorador permite liberar todo el contenido de lavandina en un tiempo muy corto lo que da como resultado supercoloración llegando a dañar la piel, irritar ojos y mucosas, desteñir ropa, etc.

Para prevenir este posible inconveniente es imprescindible extender el largo del limitador de vaciado de tanque (es el caño vertical que se encuentra dentro del tanque en la salida de agua, comúnmente utilizado para que la suciedad depositada en el fondo no salga por las cañerías, Diagrama 1) hasta la altura del clorador aproximadamente 20 cm, otra opción es agregar un caño perforado como indica Diagrama 2. Ambas opciones impiden que el tanque se vacíe completamente, de esta forma el nivel mínimo nunca será inferior a la altura del limitador. Esta medida es recomendada incluso para quienes posean sistemas automatizados.